Es una Barbie

Dentro de la crianza se escuchan rumores, muchas historias aterradoras nos llegan por lo medios (el que sea) a irrumpir en la paz de nuestra conciencia, hoy me puse a pensar.

¿Qué onda con las Barbies?

He escuchado a varios personajes (declarados enemigos acérrimos) de las muñecas Barbies y de las princesas, hablar sobre lo "malas" que son para las niñas y su autoimagen, sobre las primeras es que decidí preguntar a mi hija de 5 años lo siguiente.

- ¿El cuerpo de esta muñeca es igual al de mami?
- No.
- Es diferente, entonces ¿Cuando crezcas cómo va a ser tu cuerpo?
- Como el de mami.
- ¿No va a ser como el de ella? - Señalé a una muñeca.
- No.
- ¿Por qué?
- Porque es una Barbie.
- Gracias.
- ¿Tu no lo sabias?
- Yo lo sé, pero hay quienes no lo creen.

Tal diálogo, tan inteligente, tan claro no me dejo dudas. La sospecha cuasi científica de que las niñas crecen con trastornos alimenticios y de comprensión sobre su imagen propia y que las orilla a la bulimia y anorexia, no son más que PATRAÑAS. A menos que usted DE VERDAD sea un muy mal padre, o su hijo esté completamente trastornado, jamás va a esperar crecer como una Barbie, así que por favor, deje de molestar con semejantes teorías a sus amigos. Los niños son inteligentes y se dejan guiar, aprenda a guiarlos.

Comentarios

Entradas populares